Carmena habilita dos edificios vacíos para acoger a refugiados y migrantes que “no son atendidos” por el Gobierno

  • El Ayuntamiento de Madrid ha habilitado dos inmuebles vacíos para acoger a refugiados y demandantes de asilo no atendidos por los servicios estatales de inmigración
  • “La impresión que tenemos es que el servicio estatal de migración, por lo que sea, no está funcionando”, ha dicho Carmena
  • “Hemos tenido días que, sin esperarlo, han venido autobuses con 80, 90, 100 personas y hemos tenido que establecer nuevos albergues”, ha apuntado la alcaldesa

Decenas de personas de origen subsahariano esperan para tener plaza en los servicios municipales para las personas sin hogar.

Decenas de personas de origen subsahariano esperan para tener plaza en los servicios municipales para las personas sin hogar // Olmo Calvo

El Ayuntamiento de Madrid ha habilitado dos inmuebles vacíos para acoger la llegada registrada en las dos últimas semanas de refugiados y demandantes de asilo no atendidos por los servicios estatales de inmigración, ha informado este miércoles la alcaldesa, Manuela Carmena, desde el Mercado de Prosperidad.

Entre el miércoles y el jueves estarán en funcionamiento las camas (entre cincuenta y un centenar) del edificio municipal de la calle Francos Rodríguez, vacío desde la marcha de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED). Estos son recursos de emergencia previstos por si fuera necesario su empleo.

También el Ayuntamiento cuenta con poner en servicio para este fin y con el mismo número de camas el colegio María Guerrero de Chamartín, devuelto por la Comunidad al Consistorio al no tener actividad. El Consistorio planea que acoja desde octubre un espacio juvenil, ha señalado a Europa Press el concejal-presidente del distrito, Mauricio Valiente.

Carmena ha aclarado que no se trata de personas sin hogar, para las que el Ayuntamiento pone a disposición los recursos de la Campaña del Frío. “Teníamos los albergues con excedente, había más plazas que personas pero desde hace dos semanas han empezado a venir cupos importantes de emigrantes que han sido devueltos en virtud del Convenio de Dublín (solicitantes de asilo)”, ha explicado la regidora.

La semana pasada, decenas de migrantes de origen subsahariano se quedaron sin plaza en el servicio de la Campaña del Frío, abocados a vivir en la calle. Finalmente, varias ONG y movimientos sociales, como Coordinadora de Barrios y la Red InterLavapiés, se organizaron para acogerlos.

“Hemos tenido días que, sin esperarlo, han venido autobuses con 80, 90, 100 personas y hemos tenido que establecer nuevos albergues”, ha apuntado la primera edil. “No sabemos qué está pasando, por qué no se les atiende. La impresión que tenemos es que el servicio estatal de migración, por lo que sea, no está funcionando”, ha lanzado.

El Ayuntamiento, ha destacado Carmena, “tiene la obligación de dar cobijo a todas las personas que lo necesiten y eso es lo que hace”. “Estamos todos los días buscando cómo conseguir nuevos lugares donde puedan encontrar la posibilidad de dormir, asearse, tener un desayuno por parte de las personas que de manera masiva están accediendo a Madrid cuando no sabíamos que se iba a producir este fenómeno”. Fuentes municipales han asegurado que desde el pasado viernes todas esas personas pueden descansar bajo techo.