El proceso contra los detenidos la noche del 15M se salda con multas de 380 euros

La Fiscalía les imputaba delitos de desórdenes públicos, daños, resistencia, atentado a la autoridad, faltas y lesiones, y pedía seis años de cárcel para cada uno de ellos.

https://i1.wp.com/www.elsaltodiario.com/uploads/fotos/r1500/de73f615/15m_olmocalvo.jpg?resize=400%2C267&ssl=1

Una imagen de la Puerta del Sol, en la primera semana del movimiento 15M // Olmo Calvo

La Fiscalía pedía 74 años de prisión para 14 personas detenidas la noche del 15 de mayo de 2011 en Madrid, día que comenzó el movimiento 15M, pero la cosa ha quedado en multas de 380 euros para cada una de las 13 personas que han sido juzgadas finalmente por delitos de atentado a la autoridad y desórdenes públicos. Es el acuerdo al que ha llegado la defensa con la Fiscalía en las cuestiones previas al juicio que ha tenido lugar la mañana de este lunes 11, casi ocho años después de los hechos.

Precisamente, la exagerada tardanza del proceso —lo que ha conllevado un perjuicio contra los acusados— ha sido clave en el acuerdo y el escrito señala que “concurre la circunstancia atenuante de dilaciones indebidas prevista en el Código Penal como muy cualificada”. En concreto el texto impone dos penas de 1 mes y 15 días de prisión, pena que “deberá ser sustituida por 3 meses de multa a razón de una cuota diaria de 2 euros”.

“Han estado ocho años esperando a juicio, con la espada de Damocles sobre sus cabezas, sin hacer una vida normal parcialmente. Este acuerdo reconoce toda esa dilación en el procedimiento y les compensa por eso”, explica Daniel Amelang, abogado de varios de los acusados. Amelang subraya su satisfacción por que todos los acusados eludan la prisión y el agradecimiento por el tono “conciliador” de la Fiscalía durante la negociación, pero también señala que la petición inicial de penas era desproporcionada.

Las 13 personas fueron detenidas en las movilizaciones que se produjeron en el centro de Madrid la noche que comenzó el movimiento que tomaría las plazas de todo el Estado. Todos ellas estaban acusadas de desórdenes públicos, daños, resistencia, atentado a la autoridad, faltas y delitos de lesiones, por lo cual el escrito de la acusación pedía seis años de cárcel para cada una de ellas. Todas tenían edades comprendidas entre los 18 y 26 años esa noche.

Los 13 acusados fueron puestos en libertad con cargos a la espera de juicio, tras pasar 72 horas detenidas en comisaría.

Un total de 16 de los 19 detenidos aquella noche en Madrid por haber participado en las concentraciones de protesta denunciaron haber sufrido malos tratos, torturas o vejaciones durante su detención o estancia en los calabozos, denuncias que no fueron objeto de ninguna investigación ni por parte de la fiscalía ni de ninguna otra institución gubernamental”, señala el Manifiesto de apoyo a los detenidos publicado el pasado 12 de noviembre. Dicho texto remarcaba los “cambios en la versión de la policía”, algo “nada fuera de lo común”, denunciaban.

Leer más: