Errejón se confirma como candidato el 10N y anuncia su nueva marca: Más País

  • El dirigente fue ratificado este miércoles en una asamblea de cargos y militantes y no se someterá a un proceso de primarias
  • Más Madrid ultima el pacto con la Chunta en Aragón, que se sumaría al alcanzado con Compromís

Íñigo Errejón, este miércoles en la asamblea de Más Madrid // EFE

Hacía días que no se contemplaba ningún otro candidato. Pero, este miércoles, Más Madrid confirmó oficialmente que su líder, Íñigo Errejón, será su candidato a la Presidencia del Gobierno en las elecciones generales del 10 de noviembre. Fue ratificado en una abarrotada asamblea celebrada en la sede de UGT en Madrid a la que asistieron cerca de un millar de cargos públicos y militantes de su formación y en la que su anuncio fue recibido con gritos de «presidente». Poco después del acto se anunció el nombre de la formación para el 10N: Más País.

El nombramiento de Errejón como candidato se daba prácticamente por seguro desde que una de las primeras opciones que se barajaron, la exalcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, se autodescartase para el puesto. Ya tras la asamblea que celebraron cargos públicos y militantes de Más Madrid el pasado domingo, los portavoces de la formación aseguraron que «de forma muy mayoritaria» se consideró «como idónea la presentación de Íñigo Errejón» a los comicios. Y este miércoles, el dirigente se mostró de acuerdo en aceptar el encargo, pese a no haber pasado por ningún proceso de primarias. «He entendido el mensaje», aseguró durante su discurso: «Más responsabilidad, primero el país y después las siglas».

La intervención del ya candidato Errejón giró en torno a una idea: que los partidos progresistas han defraudado las esperanzas de los votantes y, por ello, es necesaria una nueva fuerza política que evite que esos decepcionados se abstengan en las próximas elecciones. «El 28 de abril se nos pidió un esfuerzo extra y lo hicimos, acudimos por millones a las urnas, los derrotamos, hicimos nuestro trabajo, y fueron los líderes políticos quienes no fueron capaces de anteponer las necesidades de España a las de sus propias siglas», denunció Errejón, que insistió en que «no hay derecho» a pedir a una ciudadanía que «votó bien» que vuelva a las urnas».

«Si queremos que el resultado sea diferente el voto debe ser diferente», insistió el dirigente. Y, ante eso, Más País se presenta para evitar que la campaña gire en torno «a quién rompió los platos» y se celebre «en un clima de reproches y guerra fraticida». «A nosotros nos interesa quién va a pagar los platos rotos», y por ello Errejón se presentó como una formación a la izquierda del PSOE «transformadora» pero también «pragmática». «Cada escaño que saquemos es un escaño para el acuerdo y el gobierno progresista», porque el hecho de que no haya Ejecutivo «es un crimen» contra, entre otros, «la gente trabajadora» y «la clase media», señaló el candidato. Especialmente cuando «las derechas se ponen de acuerdo» cuando suman y la «irresponsabilidad» de «las fuerzas progresistas» les impide «hacer lo propio cuando les toca».

Se ultiman los acuerdos con Equo y la Chunta

Antes de Errejón, intervinieron varios representantes de los distritos y municipios y también algunos de los cargos públicos de Más Madrid, como el diputado autonómico y senador Eduardo Fernández Rubiño, que aseguró que la decisión de este miércoles demuestra «más madurez que la que han demostrado partidos con muchos años de historia». Incluidos, señaló, «PSOE y Podemos», que han tirado «a la basura» la esperanza de sus votantes y ante los que Más Madrid –afirmó Rubiño– no se «resigna».

En el acto de este miércoles no se ofrecieron detalles sobre las circunscripciones en las que concurrirá Más País, aunque Errejón insistió en que solo presentará candidatura . Nos presentamos «donde vaya a ser de ayuda para el bloque progresista», dados los efectos del sistema electoral, aseguró. Y eso implica, según sostuvo Errejón, que en las circunscripciones donde no haya papeleta de Más País para no perjudicar a la izquierda, la formación pedirá el voto para el bloque progresista. «Primero el país y después las siglas», resaltó el dirigente, que defendió que «hoy lo revolucionario es la responsabilidad» frente a quienes adoptan la pose de los «más duros».

Su confirmación como candidato se produjo el mismo día que las bases de Compromís han dado luz verde a la decisión de suscribir una alianza con Más País, una determinación que tomó su ejecutiva hace un par de días. Equo, por su parte, ha aprobado celebrar una consulta entre sus bases para romper su acuerdo con Unidas Podemos y sumarse a la candidatura de Errejón, que también se encuentra a punto de cerrar un acuerdo con la Chunta en Aragón para el 10N. Durante su discurso, Errejón hizo mención a estas dos formaciones y, asimismo, aseguró en catalán que será un «honor» compartir lista con Compromís. Más País se encuentra igualmente negociando con fuerzas como Més, en Baleares, y En Marea, en Galicia.

Por el contrario, para Más País las puertas parecen cerradas de cara al 10N en Cataluña y Andalucía. En Comú Podem, la coalición entre Podemos y Catalunya en Comú, ha revalidado su alianza para las próximas generales y quien fuera su candidato el pasado abril, Jaume Asens, repetirá como número uno para garantizar «que Pedro Sánchez tenga que formar un gobierno progresista», en palabras de la alcaldesa de Barcelona, Ada Colau. Por su parte, la secretaria general de Podemos Andalucía, Teresa Rodríguez, mantiene abierto el pulso con el líder morado, Pablo Iglesias, para concurrir a los comicios bajo la marca Adelante Andalucía y convertirse en una nueva confluencia de Unidas Podemos. Pero Iglesias avisó el martes de que Unidas Podemos se presentará con esa marca en todo el Estado y avisó a Rodríguez de que seguir adelante con sus exigencias supondrá la ruptura con Podemos: «Todo el mundo es adulto para tomar sus propias decisiones».


+info relacionada: