Fiscalía y Podemos activan la investigación sobre Corinna, Villarejo y Salamanca

El archivo por parte del juez De Egea de las acusaciones contra el comisario Carlos Salamanca en el caso Tándem y la puesta en libertad con cargos de su homólogo, Enrique García Castaño, han puesto en alerta a la Fiscalía Anticorrupción y a Podemos, única acusación popular contra Las cloacas de Interior. Ambas impulsan también la investigación sobre los negocios de Corinna y el rey emérito Juan Carlos I y al ex presidente de Telefónica, Juan Villalonga.

Los comisarios Villarejo y Salamanca, con sus mujeres, posaron junto al exvicepresidente de la Comunidad de Madrid, Francisco Granados, acompañado por la periodista Cristina Tárrega, cuando el ministro Fernández Díaz les impuso la medalla roja, en 2012.

Los comisarios Villarejo y Salamanca, con sus mujeres, posaron junto al exvicepresidente de la Comunidad de Madrid, Francisco Granados, acompañado por la periodista Cristina Tárrega, cuando el ministro Fernández Díaz les impuso la medalla roja, en 2012.

Podemos ha presentado ante el juzgado de instrucción número 6 de la Audiencia Nacional un recurso contra el auto del juez Diego de Egea por el que sobreseía la causa contra el ex comisario de Barajas, Carlos Salamanca, que estaba acusado de cohecho, blanqueo de capitales, un delito contra los trabajadores extranjeros y organización criminal dentro del marco de la causa Tándem, junto a sus compañeros José Villarejo y Enrique García Castaño. 

Según aparece recogido en el escrito de la formación morada, única acusación popular contra el grupo de comisarios de Las cloacas de Interior: “El auto aquí recurrido es un auto estereotipado que no recoge ningún elemento material concreto o detallado que avale el razonamiento del juzgador, haciendo supuesto de lo que en realidad es cuestión”. El texto señala también que el juez De Egea “excluye expresamente los numerosos, separados y concatenados indicios que pesan contra los sobreseídos para ceñirse únicamente a la confesión de D. Francisco Menéndez Rubio como prueba incriminatoria, para acto seguido negarle credibilidad a tal prueba por no cumplir con el canon de constitucionalidad de prueba de cargo”.

Francisco Menéndez Rubio es el empresario para el que Villarejo realizó el trabajo denominado Proyecto King, relacionado con la familia del dictador de Guinea Ecuatorial Teodoro Obiang, y por el que el multimillonario comisario habría cobrado 5 millones de euros. Según el testimonio del magistrado, fue el ex comisario de Barajas quien presentó a Villarejo a Francisco Menéndez, “una vez que éste le hubo contado la necesidad que tenían sus clientes guineanos de introducir grandes sumas de dinero en España y de confeccionar una campaña para desprestigiar mediáticamente a los rivales de este grupo guineano”.

El juez archivó sin el resultado de las pruebas solicitadas

Además de Podemos, la Fiscalía Anticorrupción también recurrió esta decisión, entre otros motivos porque aún no se habían recibido los resultados de “análisis y correlación entre los ingreses y los gastos del Sr. Salamanca Vilches a fin de clarificar si su lujoso estilo de vida hallaba origen en sus fuentes de ingresos declaradas”. También estaba solicitado el análisis del teléfono del ex comisario de Barajas, que ahora vuelve a su puesto en la Comisaría General de Extranjería y Documentación, para obtener “información fundamental sobre la naturaleza de su relación con el Sr. Menéndez Rubio y el resto de investigados de nacionalidad ecuatoguineana”.

El escrito de la formación liderada por Pablo Iglesias incide en esta idea: “El juez investigador ha denegado expresamente diligencias de investigación necesarias para continuar la delimitación de los hechos y sus intervinientes, lo que en la práctica ha supuesto una abdicación de su deber de investigar para beneficiar a una de las partes investigadas en detrimento de la otra sin motivación jurídica para ello”.

Según las pruebas que constan en el sumario y a las que apelan las acusaciones para reabrir el procedimiento, Carlos Salamanca se encargaba de “conceder a sus clientes guineanos un trato diferenciado a su paso por el Aeropuerto de Barajas. Este trato exclusivo o ‘VIP’, en sus propias palabras, incluía por un lado recibirles directamente en el avión en la pista de aterrizaje de modo que, desplazándose en el coche policial, podrían evitar los controles aduaneros preceptivos. Y por otro, incluía facilitar la obtención de visados en frontera, y por tanto extraordinarios tanto en su motivación como en su concesión, a aquellos clientes sin visado en regla para entrar en España”.

Salamanca presuntamente habría cobrado por estos servicios obsequios como coches de alta gama, relojes, bolsos, viajes y también dinero en efectivo, que irían desde los 25.000 euros que habría recibido Menéndez Rubio en una ocasión o la financiación de la boda de su hijo, que también ha estado imputado en la causa, al igual que su primera mujer.

Es uno de estos vehículos de alta gama, un Porsche Panamera, lo que demostraría la vinculación del ex comisario de Barajas con la mafia china de Gao Ping, además de con los empresarios de Guinea Ecuatorial, causa por la que Salamanca estuvo imputado y de la que también se libró. “La primera pesquisa realizada por el Ministerio Público confirma efectivamente que el Sr. Salamanca Vilches fue tomador del seguro del vehículo de alta gama Porsche Panamera, pese a no ser el propietario del mismo, durante cerca de un año. Los propietarios en ese intervalo fueron dos personas, D. Francisco Menéndez Rubio —a través de su sociedad interpuesta Inversiones Llavanera S.L; y Transporte y Logística Cobo, S.L; sociedad interpuesta a su vez de D. YongPing Wu Liu, apodado Miguel el Chino”— y lugarteniente de Gao Ping.

Corinna, Villalonga y el rey emérito

La Fiscalía Anticorrupción también requiere diligencias de investigación sobre Corinna zu Sayn-Wittgesntein por haber contratado al comisario José Manuel Villarejo para que frenara, a través de sobornos o chantajes, un problema del empresario británico Ben Goldsmmith con la Hacienda española.

Para estas pesquisas, se están analizando los audios hallados al multimillonario policía y a su socio, el abogado Rafael Redondo. A partir de ahí, se indagará también sobre los negocios del rey emérito Juan Carlos I con su supuesta ex amante y, también, los del ex presidente de Telefónica y amigo de José María Aznar, Juan Villalonga, mediador entre la comisionista y el policía acusado de cohecho, blanqueo de capitales y organización criminal.


+info relacionada: