Iglesias y Montero anuncian una consulta a las bases de Podemos sobre la continuidad en sus cargos

El secretario general y la portavoz parlamentaria de Podemos salen al paso de la crisis del chalet con una consulta vinculante a las bases.

+reciente:

https://i2.wp.com/www.elsaltodiario.com/uploads/fotos/r1500/f8e2fafb/photo_2017-09-19_16-44-36.jpg?resize=401%2C267&ssl=1

La bancada de Podemos en el Congreso, con Pablo Iglesias en primer plano // Dani Gago

La crisis de credibilidad por la polémica compra de un chalet -vía hipoteca de 600.000 euros- amenaza con llevarse por delante a Podemos, y la respuesta ha sido una consulta a las bases sobre la permanencia de Pablo Iglesias y de Irene Montero respectivamente como secretario general y portavoz en el Congreso de la formación morada, así como sobre la renuncia a sus actas como diputados en el Congreso.

Así lo han anunciado Iglesias y Montero en la sede madrileña del partido, en una rueda de prensa convocada con media hora de antelación en la que la pareja ha anunciado la organización en breve de una consulta a los cerca de 430.000 inscritos en el sistema de votación de Podemos.

La consulta, cuya fecha y detalles será anunciada por el secretario de organización del partido, Pablo Echenique, constará de una sola pregunta con respuesta cerrada: ¿Consideras que Pablo Iglesias e Irene Montero deben seguir al frente de la secretaría general de Podemos y de la portavocía parlamentaria? Sí, deben seguir/ No deben dimitir [de ambos cargos] y dejar el acta de diputado.

“La decisión debe tomarla la gente que nos colocó donde estamos”, ha señalado Montero, la primera en intervenir en la rueda. En todo momento la pareja ha defendido la coherencia de su compra con el código ético del partido, pero han reconocido la magnitud del debate social -y del problema político para Podemos-. “No pensábamos que tener a nuestros hijos en un contexto más tranquilo iba a generar este debate, pero una vez generado la decisión [sobre la coherencia o no de esta compra] la deben tomar ahora los y las inscritas en el partido”, ha declarado Iglesias.

En respuestas a la prensa sobre si un resultado favorable a la dimisión les apartará de la vida política, Montero ha recordado el límite del mandato -8 años- marcado por el código ético de la formación, y ha destacado: “Siempre hemos dicho que estábamos de paso en la política institucional, pero nunca vamos a dejar de estar implicados en política”.