La PAH intensifica el impulso político de su ley estatal de vivienda social tras parar el Constitucional las autonómicas

El Gobierno de Mariano Rajoy ha bloqueado en el Tribunal Constitucional las normas valenciana, catalana y vasca que penalizan las viviendas vacías y evitan los desahucios

Activistas de la PAH, con miembros del PSPV, Compromís y Podemos para reivindicar la ley valenciana de vivienda social.

Activistas de la PAH, con miembros del PSPV, Compromís y Podemos para reivindicar la ley valenciana de vivienda social.

La paralización por parte del Tribunal Constitucional de la ley valenciana de Vivienda Social tras el recurso del Gobierno de Mariano Rajoy ha obligado a l a Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) ha intensificar su campaña pública para impulsar una normativa estatal que impida las acciones legales en el alto tribunal, de mayoría conservadora y que tiene también suspendidas media docena de normas autonómicas favorables a penalizar las viviendas vacías en favor de las familias sin recursos.

La plataforma se reunió ayer en València con diputados autonómicos del PSPV-PSOE, Compromís y Podemos para reivindicar la ley valenciana antidesahucios paralizada por el Constitucional hasta dilucidar si invade competencias del Estado. El portavoz de la plataforma, José Luis González, recordó que desde hace unos meses están presentando a los grupos políticos en el Congreso la ley que debe acabar con la especulación en la vivienda, los desahucios y las casas vacías.

González explicó que autonomías de gobiernos diferentes al PP como Catalunya, el País Vasco o la Comunitat Valenciana han aprobado leyes con las que se sentían muy cómodos y que acababan con un gran número de injusticias en el acceso a la vivienda de las familias con menos recursos. Estas normas han sido suspendidas por el Gobierno de España al recurrirlas al Tribunal Constitucional. Además, cuando en el Congreso había mayoría conservadora se tumbó la Iniciativa Legislativa Popular en favor de la dación en pago.

Por ello y para saltarse estos ataques contra las normas “legítimas” autonómicas, la PAH lleva desde el mes de marzo de 2017 con una campaña en el Congreso en un momento en el que el PP está en minoría y donde es posible que los equilibrios parlamentarios faciliten la aprobación de una ley más progresista.

La ley de Vivienda de la PAH tiene cinco propuestas por el derecho a la vivienda y contra los desahucios:

  1. Dación en Pago Retroactiva, y eliminación y compensación por cláusulas abusivas.
  2. Alquiler Asequible, para garantizar estabilidad y precios adecuados.
  3. Stop Desahucios, para que no haya ni un solo desahucio más.
  4. Vivienda Social, para realojar familias en pisos vacíos en manos de la banca.
  5. Suministros Básicos Garantizados, para que toda familia tenga acceso a agua, luz y gas.

La idea de la PAH, según explicó González, es que los partidos confirmen su apoyo a un texto de ley que ponga fin “a la situación de emergencia habitacional que miles de familias están viviendo cada día en sus casas”. La plataforma está dispuesta a negociar y a que los partidos aporten sus propuestas para conseguir una norma de consenso.

En la Comunitat Valenciana ya han conseguido los apoyos de los partidos de la mayoría parlamentaria autonómica. Lo confirmaron los diputados de PSPV-PSOE, Compromís y Podemos Rafa Briet, Cristina Rodríguez y Antonio Montiel.

Etiquetado con: