Las patologías de las ‘kellys’ se incluirán en el cuadro de enfermedades profesionales

También se ha acordado que se establezca un código propio dentro de la Clasificación Nacional de Ocupaciones para las camareras de piso.

Dos camareras de piso (Kellys) trabajando en un hotel. EUROPA PRESS

Dos camareras de piso (Kellys) trabajando en un hotel // Europa Press

La mesa tripartita por la calidad en el empleo en el sector de la hostelería ha alcanzado un preacuerdo para incluir algunas de las dolencias específicas que padecen las camareras de piso de hotel (“kellys”) en el cuadro de enfermedades profesionales. Se aprobará mediante resolución de la Seguridad Social para su inmediata aplicación.

Este preacuerdo se alcanzó en la reunión celebrada el pasado viernes 18 de mayo por el grupo de trabajo sobre enfermedades profesionales en el que están presentes las organizaciones sindicales a través de sus representantes sindicales, representantes de los gobiernos de las Islas Baleares, Canarias, Madrid y Andalucía, junto a representaciones de la administración central (Empleo, Inspección de Trabajo, Seguridad Social, Instituto Nacional de Seguridad, Salud y Bienestar en el Trabajo).

La patronal de la hostelería (representada por CEOE y Cepyme), por su parte, se abstuvo de elevar el reconocimiento de la situación específica de las camareras de pisos en las enfermedades profesionales.

La idea el preacuerdo es que las patologías derivadas de la actividad de las ‘kellys’ se enmarquen en el cuadro de enfermedades profesionales mediante resolución de la dirección general de ordenación de la Seguridad Social, con el fin de que resulte de inmediata aplicación, sin perjuicio de la tramitación administrativa posterior para la modificación formal del cuadro.

También se ha acordado que la Mesa se dirija al Instituto Nacional de Estadística para que establezca un código propio dentro de la Clasificación Nacional de Ocupaciones para las camareras de piso -ahora dentro del general “servicios de limpieza”-, lo que permitiría un seguimiento adecuado de la situación real de sus enfermedades profesionales y accidentes de trabajo.

Así, el sindicato UGT cree que con esta reforma de la clasificación, además de dotar al colectivo de una autonomía propia en la fuente estadística, se permitirá un seguimiento “adecuado” de la situación real de las enfermedades profesionales y accidentes de trabajo a los que están expuestas las Camareras de Pisos. Un avance en la protección de la Seguridad y Salud de este colectivo laboral, así como de la actividad general productiva del país.