Terremoto en Andalucía: Descalabro del PSOE y triunfo de la derecha impulsada por la irrupción de Vox

  • Descalabro del PSOE, que pasa de 47 a 33 diputados, y brutal irrupción de Vox con 12
  • El PP de Juan Manuel Moreno cae de 33 a 26 pero tiene la Presidencia a tiro si Cs, que dobla resultados, y Vox lo apoyan
  • La desmovilización de la izquierda también alcanza a Adelante Andalucía, que pincha y pasa de 20 a 17 escaños

Una votante escoge la papeleta para elegir a su candidato un el colegio electoral de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz).
Una votante escoge la papeleta para elegir a su candidato un el colegio electoral de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz) // EFE

El 2D entregó Andalucía a la derecha en un terremoto electoral histórico. Con más del 95% escrutado, el PP (26 diputados), Ciudadanos (21) y Vox (12), que reventó todas las previsiones, pulverizan la mayoría absoluta, fijada en 55 diputados. El PSOE se expone a la pérdida del poder en Andalucía, donde lo ostentaba desde 1982. Susana Díaz fracasa estrepitosamente. De 47 diputados los socialistas pasan a 33, su peor resultado histórico.

Si PP, Ciudadanos y Vox se ponen de acuerdo, cosa que no han descartado durante la campaña, apartarán al PSOE de la Junta. Adelante Andalucía también pincha. Podemos e IU sumaron 20 diputados por separado. Juntos, 17. El resultado es también un golpe para el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que ve un retroceso fuerte del PSOE en sus primeras elecciones como secretario general. La posición más delicada es para Ciudadanos, de Albert Rivera, que debe decidir si provoca un cambio que incluirá a la extrema derecha.

La irrupción de Vox es vertiginosa. La ultraderecha ha entrado por Andalucía, que presumía de ser la comunidad de izquierdas. De unos resultados anecdóticos en 2015, el partido de ultraderecha pasa a cosechar 12 diputados con su discurso contra la inmigración, contra el Estado de las autonomías y de mano dura contra el independentismo catalán. De la nada a ser determinantes para la posible formación de una mayoría de derechas en la única comunidad que había sido siempre del PSOE.

El PP se mantiene al frente del bloque de la derecha. Pablo Casado podrá decir que, aunque caiga, su partido es el más votado del campo conservador. La candidatura de Juan Manuel Moreno baja de 33 a 27, pero puede intentar alcanzar la presidencia reclamando el apoyo de Ciudadanos y de Vox. La derecha ha implosionado, partida ya inequívocamente en tres. La bajada del PP (del 26,74 a algo más del 20%) contrasta con la subida de Ciudadanos (de 9,28% al doble) y sobre todo con la entrada de Vox.

La abstención del 37,7% ha beneficiado a la derecha. No sólo ha habido un fracaso sideral del PSOE, sino que este no se ha visto compensado en el campo izquierdo por un ascenso de Adelante Andalucía. El PSOE baja del 30% de los votos, cuando superó el 35% en 2015. Adelante Andalucía pasa del 21,73% de Podemos e IU en 2015 a un 16,7% ahora. Las dos candidaturas de izquierdas caen: 14 escaños menos el PSOE, 3 menos la suma de Podemos e IU.


+info relacionada: