El ‘no caso 8M’ o cómo silenciar las negligencias en residencias

Quiero ver carpetas y carpetas de informes analizando la actuación de la Comunidad de Madrid, regida por Isabel Díaz Ayuso, en las residencias de mayores. El brazo político, mediático y judicial de la derecha ha hecho piña para que su actuación pase desapercibida mientras asistimos al esperpéntico espectáculo de culpabilizar a un único evento de todos los males.

+reciente – publico.es, 24-07-2020: La pandemia estalló silenciosamente en Madrid el 24 de febrero, doce días antes del 8M

https://www.elsaltodiario.com/uploads/fotos/h600/a38175ec/isabel_diaz_ayuso_en_el_pleno_de_la_asamblea_de_madrid_0.jpg?v=63756090277

Díaz Ayuso en el Pleno de la Asamblea de Madrid, el 7 de mayo.

Otra semana más se despereza entre titulares del ‘no caso 8M’. Y sí, hay que llamarlo ‘no caso’ porque nunca ha existido, o más bien ha existido en los planes estratégicos de la derecha para cargar contra el gobierno de coalición, misoginia mediante, y aprovechar para que la agenda mediática gire 180 grados y desplace la tragedia ocurrida en las residencias de mayores en la Comunidad de Madrid.

Geriátricos cuya gestión es competencia del gobierno de Isabel Díaz Ayuso, pese a que sus compañeros de partido intenten tirar balones fuera, y en los que se recibieron órdenes para no trasladar a mayores a centros sanitarios.

Llueven los documentos que lo demuestran, siempre en segundo plano, mientras cada vez más gente conoce el nombre de la jueza del ‘no caso 8M’, Carmen Rodríguez-Medel. Una jueza que se resiste a archivar la causa, pese al criterio de la Fiscalía y de la Abogacía del Estado. Un caso basado en un informe elaborado por la Guardia Civil a base de exprimir testimonios —alguno manipulado—, bulos y recortes de Okdiario. Una jueza que no quiere que sus apellidos dejen de aparecer en los titulares. Y esta situación hay que revertirla.

Quiero ver carpetas y carpetas de informes analizando la actuación de Ayuso en las residencias de mayores, donde han perecido casi 6.000 residentes con covid-19 o síntomas de la enfermedad. Quiero ver cómo se recogen todos los documentos enviados a residencias y a atención primaria con criterios de exclusión para ancianos y ancianas.

Quiero que la Guardia Civil reúna lo que hemos publicado algunos medios con información contrastada para que vuele de tertulia en tertulia, de opinador en opinador, de charla de vecinos en charla de vecinos. De imaginario colectivo en imaginario colectivo. Quiero que lo propaguen. Que lo filtren. Que lo publiciten.

Quiero que se haga justicia con todas esas personas que han perecido sin oportunidad de oxígeno. Que han muerto ahogados y sin los adecuados cuidados paliativos entre órdenes políticas

Quiero que se haga justicia con todas esas personas que han perecido sin oportunidad de oxígeno. Que han muerto ahogados y sin los adecuados cuidados paliativos entre órdenes políticas. Quiero que los jueces llamen a declarar a Ayuso y a Ruiz Escudero. Quiero que sus declaraciones se hagan públicas y que se sepa lo que pasó.

Mientras la derecha lanza el dedo acusador contra el 8M movida por el veneno rancio de la misoginia inyectada en cada uno de sus tentáculos, quiero que se haga justicia. Revertir una mentira mil veces contada y convertida en verdad no es fácil.24-07-2020

El brazo político, mediático y judicial de la derecha ha hecho piña para que la actuación de Ayuso pase desapercibida mientras asistimos al esperpéntico espectáculo también alimentado por El Confidencial, El Mundo o ABC. De pruebas y pseudopruebas. De off the records y tonterías inconsistentes. Y, mientras, los familiares de los residentes están abandonados en su lucha pero no cesarán hasta que se haga justicia.

Dejemos de invertir minutos y minutos por el supuesto caso 8M que no existe o existe en el mismo grado que pudo existir un caso ARCO, que congregó a más de 100.000 personas en cuatro días o un caso Liga, que reunió a 290.017 aficionados en la jornada 27

Y ahí debemos seguir los medios. Cambiemos el foco para que nunca más nadie muera sin ser atendido. Y dejemos de invertir minutos y minutos por el supuesto caso 8M que no existe o existe en el mismo grado que pudo existir un caso ARCO, que congregó a más de 100.000 personas en cuatro días; un caso Liga, que reunió a 290.017 aficionados en la jornada 27; o un caso mitin de Vox, donde se congregaron 10.000 acólitos el mismísimo día de las mujeres.

Lo que, sin duda, sí ha habido han sido graves negligencias en los geriátricos. Alguien debiera pagar por ellas. Están todas las cartas sobre la mesa, solo necesitamos que la maquinaria judicial se ponga manos a la obra por algo que sí merece ser esclarecido.

Leer más: El documento que condicionó los traslados de enfermos al hospital – Sara Plaza Casares


+info relacionada: Todas las mentiras, bulos y manipulaciones de los informes de la Guardia Civil sobre el 8M