La Audiencia Nacional envía la causa contra los miembros de los CDR a los juzgados ordinarios

La Audiencia Nacional señala en un auto que no es competente para instruir causas por desórdenes públicos si no son cometidos o amparados por organizaciones terroristas.

https://www.elsaltodiario.com/uploads/fotos/r1500/9098cdad/1oct_2018_02.jpg?v=63705686124

// La Directa

El Juzgado de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional ha decidido abandonar la investigación sobre Tamara Carrasco y Adriá Carrasco, miembros de Comités de Defensa de la República, y enviar la causa a los juzgados ordinarios. Los dos activistas estaban acusados de delitos de rebelión, sedición y terrorismo en el marco de una investigación sobre las acciones de los Comités de Defensa de la República (CDR) durante la operación retorno de las vacaciones de Semana Santa.

Carrasco fue detenida el 10 de abril y puesta en libertad tras declarar ante el juez de la Audiencia Nacional Diego de Egea, quien desestimó los cargos de terrorismo, sedición y rebelión e imputó a la activista de cargos de desórdenes públicos, imponiéndole como medidas cautelares su comparecencia todos los lunes en el juzgado de guardia y la prohibición de salida de su municipio de residencia salvo autorización judicial.

Un auto emitido por el juzgado, con fecha del 6 de noviembre y al que ha tenido acceso El Salto, remite la causa contra los dos activistas a los juzgados decanos de Barcelona, Lleida, Tarragona y Girona al considerar que los procesos por desórdenes públicos solo son competencia de la Audiencia Nacional cuando son cometidos o amparados por organizaciones terroristas, “elemento que hasta ahora no ha sido acreditado”, señala el auto en referencia a los CDR.

Leer: