La residencia San Juan de Dios de Madrid pretendía reclutar voluntarios del PP para “facilitar” el voto de los ancianos

  • El centro ha emitido un comunicado este martes calificando de “error ya subsanado” recurrir al PP, mientras que el partido se ha desvinculado de la iniciativa
  • Ahora los residentes que deseen ejercer su derecho al voto “podrán hacerlo de forma autónoma, con el apoyo de sus familiares o mediante solicitud de voto por correo”

Las manos de una persona mayor en una residencia, en una imagen de archivo // EP

“Desde la Residencia San Juan de Dios queremos facilitar a nuestros residentes el ejercicio del derecho al voto en las próximas elecciones con voluntarios procedentes del Partido Popular y bajo la coordinación de la trabajadora social de la residencia”.

Así comenzaba el comunicado con la que la residencia de mayores informaba a los familiares de sus usuarios de que habían echado mano del partido conservador para que el próximo 4 de mayo, fecha de las elecciones a la Comunidad de Madrid, los ancianos acudieran a su colegio electoral a depositar la papeleta en la urna o solicitar el voto por correo. No estaban obligados a hacerlo con ellos, pero entonces lo harían, según la nota, sin el apoyo de la residencia. “El residente siempre tiene la opción de ir a votar sin el apoyo de la residencia, bien de forma autónoma o bien acompañado de algún ser querido”, indicaba la nota firmada por Vanessa Sánchez-Pozuelo, la trabajadora social.

El centro dio este martes marcha atrás. Lo hizo a través de su directora gerente, Raquel Bellido, que firmó un segundo comunicado en el que señala que “ha sido un error” que “ya ha sido subsanado al haberse anulado dicha posibilidad”. “Los residentes y las residentes que deseen ejercer su derecho al voto”, señala el escrito, “podrán hacerlo de forma autónoma, con el apoyo de sus familiares o mediante solicitud de voto por correo. Los familiares ya han sido informados de esta decisión”.

La residencia de ancianos, antes de dar marcha atrás, daba varias opciones a los usuarios. Por un lado, los que necesitaran una silla de ruedas para moverse serían acompañados por los voluntarios del partido hasta el 22 de abril a una oficina de Correos, donde solicitarían el voto. Los que pudieran caminar, por su parte, podrían o bien hacer lo mismo o bien asistir al colegio electoral el mismo 4M. Lo harían, se decía en varias ocasiones, con esos “voluntarios del Partido Popular”.

Fuentes del partido conservador en Madrid se habían desviculado de la iniciativa de la residencia antes de conocerse el comunicado de este martes. A preguntas de infoLibre, explicaron que “los voluntarios que acuden a colaborar lo hacen en su condición de voluntarios, no de militantes de ningún partido“. “Son personas que, independientemente de su condición política, prestan su ayuda de manera desinteresada, al igual que hacen en comedores sociales, hospitales o centros de vacunación”, añadieron las mismas fuentes.

https://d3cra5ec8gdi8w.cloudfront.net/uploads/imagenes/bajacalidad/2021/04/20/_ezxw7klucamxmed1_8dd718a5.jpg?d41d8cd98f00b204e9800998ecf8427e

No es la primera vez que se denuncian casos similares. En mayo del año 2015, PSOE y Podemos registraron una denuncia ante el Juzgado de Instrucción número 5 de Cáceres por “dirigir el voto” de decenas de ancianos de la Residencia de Hermanitas de los Pobres que eran transportados hasta el colegio por conocidos miembros del PP sin conocer el contenido de las papeletas que, previamente, las habían facilitado las monjas que dirigían el centro.

Un año antes, José Luis Iravedra, un por entonces alto cargo del PP de Lugo, admitió en una declaración ante la titular del Juzgado de Instrucción número 2 de la provincia que trasladó a ancianos de la residencia de San Roque al colegio electoral, “a 200 metros” del asilo. “Desde el asilo se hizo una llamada telefónica a la sede del PP (de Lugo) para que se ayudase a desplazar al colegio electoral, a personas en sillas de ruedas, con dificultades de movilidad”, justificó, al tiempo que aseguró que sólo trasladó a un anciano y a petición de las monjas de la residencia.

Etiquetado con: