La Seguridad Social mantendrá el ‘paro’ extraordinario para autónomos de bajos ingresos hasta febrero

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, en una fotografía de archivo. EFE/Fernando Alvarado

El ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, en una fotografía de archivo // EFE/Fernando Alvarado

Junto con los ERTE, acuerdo también entre el Ministerio de la Seguridad Social y los colectivos de autónomos sobre las ayudas de ‘paro’ para los trabajadores por cuenta propia aprobadas durante la pandemia. El Gobierno ha accedido al final de la tarde de este lunes a mantener la prestación extraordinaria por cese de actividad creada para los autónomos de bajos ingresos, que en un primer momento planteó suprimir, y que sobrevive con algunos cambios que endurecen el acceso. Aunque en un primer momento el pacto con los autónomos pasaba por extender las cuatro prestaciones hasta el 31 de enero, finalmente el límite será el mismo de los ERTE, hasta el 28 de febrero.

Los colectivos de ATA y UPTA han sido los primeros en comunicar el principio de acuerdo a través de las redes sociales, que también confirmó UATAE más tarde. En la Seguridad Social aún no han informado al respecto.

En ATA, la asociación de autónomos que forma parte de CEOE, puntualizaban que la última oferta del Gobierno debía someterse a consulta interna, al igual que sucede con los ERTE. La patronal votó por la noche ambas cuestiones, en un comité ejecutivo convocado a las 21.30 de este lunes, que respaldó ambos pactos.

La intención del Gobierno es llevar la prórroga de los ERTE y la de las ayudas de autónomos al Consejo de Ministros de este martes 28 de septiembre, cuando también está prevista la luz verde a la subida del salario mínimo interprofesional hasta los 965 euros, 15 euros más al mes respecto a los actuales 950.

Endurece acceso a paro por bajos ingresos

Así, se mantendrán en los próximos cinco meses las cuatro prestaciones vigentes hasta este septiembre: la extraordinaria por suspensión de la actividad, la compatible con la actividad, la extraordinaria para autónomos de bajos ingresos y la diseñada para los trabajadores de temporada.

Fuentes de la negociación explican que el ‘paro’ extraordinario para autónomos de bajos ingresos se mantendrá con condiciones de acceso algo endurecidas, para evitar el temor del Gobierno de que haya negocios que estén refugiados en estas ayudas sin que tengan problemas relacionados con la pandemia. Esta ayuda es la que percibían más autónomos en el pasado cobro, unas 141.000 personas de las 226.000 acogidas a las ayudas.

A falta de conocer la letra pequeña del texto, desde los colectivos de autónomos explican a este medio que se elevará la cuantía de pérdida de ingresos requerida para cogerse a la ayuda, del 50% actual al 75%. Además, también será más estricta en la limitación de renta de los beneficiarios: podrán acceder quienes no alcancen unos rendimientos netos superiores al 75% del SMI.

Ayudas a las cuotas de los próximos meses

Por otro lado, el acuerdo con ATA, UATAE y UPTA recoge que quienes «hayan percibido alguna de las prestaciones tendrán exenciones» en la cuota que se paga a la Seguridad Social durante los próximos cuatro meses, ha destacado en un tuit la secretaria general de UATAE, María José Landaburu.

Según fuentes de la negociación, el ahorro en la cotización sería del 90% en octubre, del 75% en noviembre, del 50% en diciembre y del 25% en el mes de enero.

La previsión es que, con el endurecimiento de los requisitos de acceso a la ayuda por bajos ingresos y ante el consumo del derecho a percibir otras prestaciones, haya un trasvase de trabajadores y trabajadoras que en estos últimos meses han percibido algunos de estos ingresos extraordinarios y que a partir de octubre pasarán a beneficiarse solo del ahorro en la cotización.